Review: Stranger Things – Temporada 1

Perfecto, ahora tengo un gran antojo de waffles…

Esta nueva serie de Netflix se desarrolla en los 80’s, en donde 4 amigos, Will (Noah Schnapp), Mike (Finn Wolfhard), Lucas (Caleb McLaughlin) y Dustin (Gaten Matarazzo), pasan todas las noches jugando jornadas extensas de “Calabozos y Dragones”. No son muy populares en la escuela y son molestados por un par de abusadores, pero los 4 tienen una amistad muy unida. Una noche, Will desaparece bajo misteriosas circunstancias, al mismo tiempo que una niña simplemente conocida como Eleven (Millie Brown) llega al pueblo. Desesperados por encontrar a su amigo, Mike, Lucas y Dustin son los que encuentran a Eleven y pronto descubren que esta extraña niña, la cual no habla mucho y tiene la cabeza rapada, también posee algunas habilidades súper-humanas. Al mismo tiempo, la madre de Will, Joyce (Winona Ryder) y su hermano mayor, Jonathan (Charlie Heaton) están tratando de encontrarlo, y en el proceso descubren otros eventos increíbles y peligrosos que ocurren en aquel pueblo.

Netflix lo volvió a hacer. Desde hace ya algo de tiempo nos ha demostrado que toda serie o película producida por este servicio de streaming es maravilloso (aunque, claro, si pudieran dejar de hacer película de Adam Sandler, eso sería perfecto…). Nos lo probaron con House of CardsOrange is the New Black y todas las series habidas y por haber de Marvel, como Daredevil Jessica Jones. Pero ahora nos traen esta serie ambientada en los años 80, que rinde homenaje a las películas de esa época, las dirigidas por Steven Spielberg y John Carpenter, estilo Los GooniesE.T.PoltergeistEncuentros Cercanos del Tercer Tipo y más de ese tipo. Pero poder capturar ese estilo ochentero de las películas, no es un trabajo fácil. Ha habido películas y programas que lo han intentado y han fallado estrepitosamente en hacerlo. Afortunadamente, los hermanos Duffer, Ross y Matt, los creadores de esta serie, hicieron un trabajo espectacular. Esta es una joya en el catálogo de Netflix que excede las expectativas en todos los ámbitos posibles: actuaciones, dirección, cinematografía, diálogo, historia, etc.

La historia podría parecer súper “cliché”: es un pequeño pueblo en donde casi nada pasa, pero de repente un niño desaparece bajo sospechosas circunstancias. Pero el hecho de que la serie adopte esos “clichés” y los utilice más como un tributo a todas esas películas de la década ochentera es lo que la eleva a un nivel de calidad mucho más alto. A tal grado que no se sienten como “clichés” cuando los estás viendo. La dirección es impresionante: los hermanos Duffer dirigen todos los episodios, menos el cuarto, el cual está dirigido por Shawn Levy (el director de la trilogía de Una Noche en el MuseoGigantes de Acero). Desde que la serie empieza, puedes captar todas las influencias que los creadores usaron para guiarse a través de todos los eventos que ocurren en cada capítulo. La forma en que los niños interactuan y actúan alrededor de todas las personas que están involucrados se siente extremadamente “spielbergiano”. Pero, afortunadamente, las influencias no invaden tanto a la serie como para que se sienta que sólo es una copia de ese tipo de películas. Los creadores captaron un estilo propio y lo utilizaron al por mayor.

Obviamente, la serie no sería nada sin buenos actores, y gracias a Dios, todos entregan una maravillosa interpretación. Siempre es peligroso hacer ya sea una película o una serie en donde la mayoría de los personajes principales sean niños, porque puede correr el riesgo de sentirse como un producto de Disney Channel, estilo Los Hechiceros de Weverly Place¡Buena Suerte, Charlie! o (brrr…) El Perro Bloguero. Pero aquí, todos los niños dan actuaciones sumamente naturales, entretenidas y creíbles. Finn Wolfhard, Caleb McLaughlin y Gaten Matarazzo tienen una maravillosa química como el trío de amigos, Mike, Lucas y Caleb, respectivamente. Noah Schnapp, como Will, a pesar de que no sale mucho, también hace un muy buen trabajo. Winona Ryder, que fue prácticamente el gancho que hizo que muchas personas empezaran a ver la serie, ya que hace años no salía en nada (o, por lo menos, en nada bueno), también entrega una excelente actuación como Joyce Byers, desesperadamente tratando de encontrar a su hijo frente a todos los obstáculos que se encuentra. Pero la que se lleva toda la serie es Millie Brown como Eleven, o “El”, como le dicen los tres niños. A pesar de que la niña no habla mucho en toda la duración de la serie, tiene una enorme variedad de emociones que demuestra con su maravillosa actuación. Sientes su temor, su tristeza, su furia, su confusión, su alegría con limitados diálogos, lo cual habla mucho de las habilidades histriónicas de Millie Brown, a la cual espero ver en más cosas, y puedo casi apostar que pronto lo haremos.

Lo único malo, y esto es sólo por quisquilloso, es que algunos personajes son extremadamente odiosos e incómodos, y al mismo tiempo, completamente innecesarios. Los amigos de Steve, el novio de Nancy, son un claro ejemplo de esto, pues su único trabajo es causar intriga entre Steve, Nancy y Jonathan. Pero, bueno, es sólo una cosa. Ah, y bueno, otra cosa mala, pésima, horrible es que tendremos que esperar un año más para la segunda temporada, y eso que no sabemos todavía si va a haber una segunda temporada. Aunque claro, con el éxito que ha tenido entre críticos y fanáticos, sería sorprendente que no quisieran hacer una segunda temporada. Sobre todo porque se quedó con un MALDITO CLIFFHANGER. Entonces sería horrible que nos dejaran en ascuas, así como así. Por favor, hermanos Duffer, no lo hagan. Amamos la serie y queremos ver la historia continuar. Para terminar, diré que esta nueva serie de Netflix es una MARAVILLOSIDAD. Me dice una prima mía: “¿De verdad es tan buena la serie? ¡Mis amigos ya hablan más de ella que de “Pokémon GO”!”, entonces espero que con esta reseña se decida a verla. Gracias y nos leemos pronto.

st_payoff_us_alt1-2-720x1066

Un pensamiento en “Review: Stranger Things – Temporada 1

  1. Bien, también me pareció muy buena serie, un homenaje a Spielberg y al género, maravillosamente producida y con una banda sonora y musicalización excelente, busque en tu blog el Review de la serie Scream de Netflix; creo que no!, ojala puedas verla creo que vale la pena darle una oportunidad, al principio no creí que tuviera algo bueno , pero al final la historia me acabó gustando mucho más que las películas. Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s