Review: Hecho en México

¿Cómo hacer una reseña de una película que, como Ponchito dice en la película, “Jas no script”?

Por lo mismo de que esta película no tiene un guión ni historia ni nada, me iré directo a la reseña. “Hecho en México” pretende ser un documental de todo lo que es típico en México. Las distintas culturas, los personajes, la religión, y todo eso. Por un lado, la fotografía y la forma en que está editada esta película es maravillosa. Por otro lado, la película parece un video musical de 2 horas con algunas reflexiones en el medio. No se crean, la música es buena, pero hay veces en los que hartan las duplas que se manejan a través de la película (ehem, Amandititita con quien sea). Otro problema que hay es que la película no es para niños. Si hay algún padre por ahí que quería mostrarle a su hijo las distintas culturas de México, como ven México los mismo mexicanos y cosas por el estilo, va a tener que taparle los oídos cuando empiezen las escenas de Gloria Trevi o las de Brozo y Ponchito, que empiezan a hablar de sus genitales y a alburear, respectivamente. Para un adulto, eso es divertido, pero hasta ahí. Un problema más que hay es que, cada que empieza a cantar alguien, o cada que alguien empieza a dar su opinión ya sea sobre la Virgen de Guadalupe, las adicciones, la política y la cultura, no ponen su nombre. Hay algunos rostros reconocibles para el que sabe quienes son, pero para los que no saben, tienen que esperarse hasta los créditos para saber quienes son los cantantes de otras culturas. Como dije, hay rostros, como los de Daniel Giménez Cacho, Diego Luna, Gloria Trevi, Julieta Venegas, Alejandro Fernández y Chavela Vargas, entre otras, que son muy reconocibles. Pero los que cantaron una canción que se llama “Cusinela”, ¿cómo se llaman? Pues te chutas hasta el final para saber que son “El Venado Azul”. Y hablando de Chavela Vargas, que irónicamente habla de la muerte y cómo afecta a las personas, que Dios me perdone, pero al final de sus días cantaba horrible. La película TENÍA POTENCIAL. Otra cosa irónica es que el director de la película no es mexicano, la dirige Duncan Bridgeman, músico londinense conocido por su trabajo como compositor y realizador en el dúo “1 Giant Leap”. Y lo malo para los que odian a Televisa, el productor ejecutivo es Emilio Azcárraga. Iugh. Por el momento, gracias y nos leemos pronto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s